sábado, 13 de marzo de 2010

FMI Europeo

Se está empezando a gestar el FMI Europeo, una institución destinada a socorrer a países de la UE que estén sufriendo una fuerte crisis económica y cuya deuda esté a punto de estrangularlos, como sería el caso de Grecia en la actualidad. A cambio de este socorro, este FMI europeo tendría la capacidad para aplicar condiciones muy estrictas y supervisar la nueva política económica del país socorrido, al estilo del FMI original.

Vamos por partes, en el propio artículo de la Wikipedia sobre el FMI hay una serie de críticas muy interesantes a esta institución. Cuando el FMI actúa en un país toma control de su política económica y la suele restringir: disminución del gasto público, prioridad al pago de la deuda externa sobre los servicios ofrecidos por el Estado y limitación de dichos servicios El problema es que el FMI incluye a la sanidad y la educación como parte de esos servicios a limitar. En resumen, que el país socorrido se convierte en un banco de pruebas de las políticas liberales económicas.

Hay dos tipos de políticas principales que afectan a la economía de un país y sus habitantes: las políticas económicas y las políticas monetarias. Las políticas económicas tienen que ver con los impuestos y la inversión del Estado, mientras que las políticas monetarias tienen que ver con los tipos de interés y los tipos de cambio. Dichas políticas han de funcionar conjuntadas para que tengan un mayor efecto. Además, el estado del bienestar hace que nuestras vidas se vean afectadas por las políticas "sociales": gasto público en educación, sanidad, etc., las cuales han de ser consecuentes con las políticas económicas y monetarias (bajar los impuestos y aumentar el gasto social no suele ser compatible.

En Europa tenemos una Unión Monetaria, que hace que la política monetaria sea común y dirigida por el Banco Central Europeo (que, muy a nuestro pesar, tiene como misión principal el control de los precios, y no el crecimiento económico, al contrario que la FED americana). Los tipos de interés de los bancos europeos vienen determinados por el BCE, el cual puede decidir subirlos si prevé que la inflación se va a disparar. Por otro lado, las políticas económicas son individuales por país. Si bien es cierto que para llegar a la UM hubo que cumplir unos criterios de convergencia, en seguida dichos criterios se saltaron a la torera (como el déficit público, que fue Alemania la primera en saltárselo). Esto hace que Europa se encuentre en una situación descompensada: cada país pega los tiros como puede en función de su gobierno y las ganas que tenga de ser reelegido. A pesar de tener una moneda única no existe control real sobre las actuaciones de los gobiernos locales y, como podemos ver en Grecia, éstos se pueden desbocar y generar una deuda que no sean capaces de pagar, llevando al país a la bancarrota y arrastrando a los deudores, oh sorpresa, miembros de la misma Unión Monetaria.

Con el FMI europeo se pretende controlar a los díscolos, pero, en mi opinión, demasiado tarde, cuando ya casi han entrado en la bancarrota. Vamos a ver, o somos europeístas o no lo somos. O vamos a una política económica común o rompemos la baraja. O comenzamos a eliminar competencias de los gobiernos estatales y las pasamos a Europa o esto no tira adelanta. Además la política económica de este FMI sería la de siempre: bajar la inversión pública, reducir los servicios sociales y pagar la deuda. y como siempre la acaba pagando el ciudadano de a pie que, posiblemente poca culpa tenga de la situación de su país. Sin embargo no creo que consigamos en corto-medio plazo esta unificación de la política económica:
- Los gobiernos estatales no quieren perder independencia: miremos España.. tenemos 17 autonomías que muchas veces actúan como 17 mini-reinos egoístas, con su rey/reina erigiéndose en el salvador/a del mundo.
- Francia y Alemania serían los que tomarían las decisiones, y eso no siempre es bueno para todos.
- Las grandes riquezas (gran poder) se construyen sobre la base de la especulación: una política económica común hubiera permitido la burbuja inmobiliaria en España? lo hubieran dejado alemanes y franceses?
- Francia y Alemania tampoco quieren perder su propia independencia

En resumen, el FMI europeo consiste en que Francia y Alemania ayudan a un país en crisis a cambio de inmiscuirse en su política económica. Sin ese instrumento no podrían hacerlo (si la UE ayuda ahora mismo a Grecia no tendría potestad para interferir en su política).
Claro que dejar que Grecia se hunda y arrastre a los bancos que tienen la deuda (bancos alemanes y franceses) tampoco parece una gran alternativa.

Lo que yo quiero: refundar la UE: dotar al parlamento europeo de una utilidad real, reducir el nivel de burocracia o hacer que tengan un trabajo útil, quitarle competencias a los estados y dársela a la Comisión, nombrar a un presidente por sufragio universal directo es decir, ser los Estados Unidos de Europa.

2 comentarios:

Santi dijo...

Noticias frescas. Gracias a que Angela Merkel esta "acojonada" por la situacion de su pais, Europa esta tirando por la borda la poca credibilidad que le quedaba. Ahora se plantea que el FMI (el de verdad, no el de humo que se planteaba semanas atras) entre a ayudar a Grecia.

Que me borren de Europeo... esta Europa es una broma y su moneda ha sido un espejismo que solo ha aguantado hasta la primera crisis... que pais, perdon, que continente...

1cualquiera dijo...

Si se confirma, es lo normal: los alemanes no quieren pagar los desmanes de los griegos sin intervenir. Como el FMI europeo tardaría 15años en aprobarse, pues usamos el otro que sí tiene potestad para actuar.
quién es el egoísta? El que no quiere dar o el que malgasta lo que le dan?